LOCALES |

Preocupa a empleados de Anses el posible regreso de las AFJP

Sostienen que es una de las exigencias que le puso el Fondo Monetario Internacional (FMI) al Gobierno nacional. Una nueva estructura implicaría dejar sin empleo al personal que actualmente se desempeña en el organismo nacional.


Para conseguir que el Fondo Monetario Internacional (FMI) le arroje un salvavidas financiero, el presidente Mauricio Macri reforzó su compromiso de cambiar el sistema previsional. El FMI se opone a un sistema de reparto, como el actual, por eso desde el Ejecutivo nacional se comprometieron a dejarlo en el pasado.

Este es uno de los puntos que preocupa a los empleados de Anses, quienes consideran que una reforma del régimen previsional por un sistema de capitalización traería aparejado el despido de trabajadores que actualmente se desempeñan en el organismo.   

"La reforma previsional está establecida cuando se dicta la Ley de Reparación Histórica y actualmente el FMI puso como condicionamiento la exigencia que se reforme el sistema previsional. Para Lagarde, la longevidad es deficitaria para los Estados por lo que hay que hacer algo ya, y eso se manifiesta en un doumento del Fondo Monetario Internacional, donde recomienda a los Estados, que tienen déficit, transferir el riesgo de déficit y los costos de un sistema de pensiones a manos privadas y esto actualmente se ha plasmado en las últimas negociaciones que tuvo con el Estado Argentino a los efectos de concretar el acuerdo", sostuvo Gabriel Rodríguez, delegado gremial de ATE en Anses.

El dirigente dijo que "la preocupación surge a partir de que la reforma de un sistema previsional va a impactar en la cantidad de empleo público, específicamente en el organismo".  

"Un sistema de capitalización individual llamado AFJP o la participación de los bancos implica un aumento en el desempleo porque esa nueva estructura va a tener su personal y su capacidad operativa, y no va a ser la de Anses", advirtió.

Rodríguez mantiene la esperanza de que esto no se produzca a partir de una clara decisión del Congreso Nacional.  

"El límite lo tiene que poner el Poder Legislativo. Es una perqueña esperanza de que los legisladores nacionales sepan cuidar el sistema previsonal argentino y lo mantengan dentro de lo público y lo mejoren seguramente, pero que no otorguen el manejo de los recursos de los trabajadores a corporaciones privadas que responden a intereses internacionales", reflexionó. 

Dejá tu comentario