DEPORTES |

Argentina se coronó subcampeón de la primera Copa América de Talla Baja

El combinado nacional cayó por 3 a 0 en la final frente a Paraguay. A pesar de la derrota, reinó la cordialidad y la satisfacción por una competencia que apunta a la inclusión

No pudo ser, pero no importa. El objetivo de organizar la primera Copa América de Talla Baja se cumplió y con creces. El torneo fue en éxito por público, difusión y por la intención lograda de pelear por la inclusión de las personas de Talla Baja.

Lo cierto es que la Selección cayó en la final por 3 a 0 frente a Paraguay. Fue un partido cerrado durante todo el primer tiempo. Argentina avisó a los 12 minutos con un tiro libre de Rojas que se fue muy cerca del palo derecho. Diego Serpentini logró hacer un par de jugadas interesantes por izquierda, pero que no lograron profundizar. A los 14 Paraguay metió un tiro que se fue muy cerca del palo derecho del arquero argentino. Fue el primer aviso. A los 17 llegó el gol guaraní con un sombrero de espaldas por el delantero Núñez.
El segundo tiempo fue muy parecido al primero aunque con la Argentina muy lanzada al ataque. Paraguay llegaba con pelotazos largos hasta que uno de ellos pegó en el palo y se metió en el arco. El autor fue López. A los 23 llegó el tercero del mismo López y ya todo terminó para los argentinos. El partido se jugó en el Polideportivo de Racing en Avellaneda ante cientos de hinchas argentinos y paraguayos que se comportaron con respeto en todo momento.


El presidente de la AFA, Claudio Chiqui Tapia, estuvo en la final y también el presidente de Racing, Víctor Blanco. Los árbitros fueron Lorena Sánchez, Lautaro Lodero, Santiago Escalarandi y Cristian Amarilla. "Vivimos cuatro jornadas muy importantes para lograr la inclusión", dijo Tapia.

Ahora, que la Copa América de Talla Baja ya es un recuerdo y el desafío es organizar la próxima, Facundo Rojas asegura que “las delegaciones que participaron se van satisfechas y muy contentas por participar por primera vez de un evento así que nunca creyeron que sea posible. Ahora vamos por la organización de un Mundial”.
A la jornada del domingo la Argentina había llegado gracias a dos triunfos categóricos en el Grupo A (6-0 a Colombia y 10-1 a Chile) y luego de vencer por 2 a 1 a Brasil en semifinales. Este último encuentro lo remontó luego de ir perdiendo por un gol con dos tantos de Martín Antúnez, el primero con una espectacular chilena, a cinco minutos del final.

 

Paraguay, por su parte, fue primera en el Grupo C (le ganó 3-2 a Perú y 8-2 a Bolivia). En la semifinal se impuso por 8 a 0 a Norteamérica, un combinado formado por jugadores de Estados Unidos y Canadá.
Marruecos también participó como extracontinental en esta primera edición de un certamen que buscará instalarse en el calendario cada dos años.
Antes de la final habían jugado por el tercer y cuarto puesto Brasil y Norteamérica. Brasil ganó por 10 a 1.
El equipo nacional nació en 2012 y se llama Pulga y Pelusa. Le pusieron así en honor a los dos bajitos más famosos del mundo: Lionel Messi y Diego Maradona. La creación del conjunto comenzó a gestarse cuando en la adolescencia Rojas no pudo participar más en la liga correntina, donde jugaba en cancha de 11. La diferencia física con los otros futbolistas hacía muy difícil la competencia y entonces surgió la idea de jugar en cancha de 5 donde el despliegue es algo menos intenso.

El segundo paso fue la creación de la Selección de Talla Baja. Por eso a Rojas le parece importante continuar con la tarea porque “en los partidos que jugamos en la provincia tratamos de convocar a todos los chicos. Para que se sientan incluidos y que la gente vea que jugamos muy bien al fútbol y que tratamos de incluir a los más jóvenes. Creo que ellos van a tener un camino más diferente y más lindo que el que tuvimos nosotros”.

 

Fuente: Clarín

Dejá tu comentario