POLICIALES |

Juicio Lebbos: Un informe sobre irregularidades no existe en el expediente

El fiscal de aquel momento, Carlos Albaca, había pedido a los comisarios de Homicidios que hagan un estudio de los elementos de la causa. Las partes no conocían ese informe. Solicitan el escrito.

Ayer en el juicio por el asesinato y posterior encubrimiento de Paulina Lebbos declaró el ex jefe de Homicidios: Hugo Cabeza. El comisario junto a Miguel Gómez -también jefe de esa División- y César Agüero (es especialista en delitos telemáticos) tenían que evaluar los elementos incluidos en el expediente. Luego elaboraron un informe, según la querella podría tener irregularidades. 

Cabezas, quien se presentó ayer ante el Tribunal como testigo, confirmó la elaboración de ese estudio por pedido el fiscal de la causa, Carlos Albaca a cargo de la investigación tras el desplazamiento de Alejandro Noguera.

“Hicimos un análisis de todo el expediente judicial, con 26 actuaciones, con rastrillajes y actuaciones complementarias”, enfatizó el comisario. Él es hoy referente, junto con Gómez, del Equipo Científico de Investigaciones Fiscales de la Policía Judicial (ECIF), creado por el Ministerio Público Fiscal (MPF), a cargo de Edmundo Jiménez

Cabezas enfatizó que Albaca, oportunamente, les había encomendado investigar los cruces telefónicos, entre ellos, la línea de celular de Paulina Lebbos. El actual miembro del ECIF contó ayer frente a Carlos Caramuti (presidente), Dante Ibáñez y Rafael Macoritto, vocales de la Sala III en lo Penal, que habían presentado el documento “final” entre marzo y abril del mismo año. De acuerdo con su apreciación en la sala, se habían observado irregularidades y errores en los procedimientos.

En medio del debate oral, el propio Caramuti preguntó al representante del Ministerio Público Fiscal, a la querella y a los defensores de los imputados si sabían de la existencia de ese trabajo. Las partes, al menos la mayoría, respondieron que no conocían el estudio. Es más, Cabezas expresó que no podía confirmar si el documento había sido incluido en el expediente del caso, o no, o si se encontraba en manos de alguna dependencia judicial o policial. También remarcó que no tenía una copia impresa.

Ante esa situación, el Tribunal hizo lugar, al final de la audiencia, al pedido de requerir la presentación del informe de los tres miembros de la fuerza de seguridad provincial, con el fin de conocer el contenido.

“Vamos a pedir al testigo que ponga a disposición de manera inmediata su computadora portátil, donde estaría el informe o algún archivo relacionado, para que se pueda hacer una impresión y, así, ponerla a disposición de las partes. Se incorporará al expediente (del juicio) para que cada una haga sus valoraciones”, dijo Caramuti.

El Tribunal también hizo lugar a un pedido de la querella: se solicitará a Gómez que suministre, por su parte, un posible archivo del mismo estudio.

Fuente La Gaceta. 

Dejá tu comentario