SALUD |

Los bebés de padres mayores de 40, también tienen más riesgos de salud al nacer

La edad ideal para que una mujer decida convertirse en madre sigue en debate pero ya se tiene una idea más o menos clara: a mayor edad, mayor el riesgo. Ahora, de acuerdo a una investigación publicada en el Journal British Medical, lo mismo ocurriría con los hombres.

Según el estudio realizado por investigadores de la Universidad Stanford y en el que se estudió más de 40 millones de partos, es más probable que los bebés cuyos padres tengan 45 años de edad o más tengan menos salud al nacer.

Gigantesco estudio

Los investigadores encontraron que, en promedio, los hijos de padres mayores nacieron pesando 20.2 gramos menos y tuvieron un 14% más de riesgo de bajo peso al nacer que los bebés nacidos de padres de entre 25 y 34 años. Así mismo, los bebés con padres de 45 años o más también tuvieron un 14% más de probabilidades de ser ingresados a la unidad de cuidados intensivos neonatales, y eran 14% más propensos a ser prematuros que aquellos nacidos de padres más jóvenes.

La data que los investigadores analizaron es de más de 40 millones de nacimientos realizados en los EE. UU. entre los años 2007 y 2016 e informan del riesgo relativo en vez del riesgo absoluto, lo que significa que todavía es solo una pequeña cantidad de nacimientos que requieren unidades de cuidados intensivos neonatales, por ejemplo.

El equipo dice que el estudio es importante porque ofrece una nueva perspectiva sobre el impacto que la edad de un padre puede tener en un niño. Hasta ahora solo se suele tomar en cuenta la edad de la madre al momento de hablar sobre la salud del bebe y las complicaciones médicas.

Finalmente, los autores del estudio agregaron que, si bien los riesgos absolutos de ser un padre mayor siguen siendo bajos, los hallazgos "enfatizan la importancia" de incluir datos sobre los hombres cuando se investiguen las implicaciones para la salud pública del aumento de la edad de los padres.

Una razón de preocupación en los últimos años es el súbito desplome de los niveles de esperma en EEUU, Australia y Europa. Este problema de fertilidad masculina, por el momento, no se está presentando en Sudamérica. 

Fuente:  N+1, ciencia que suma

 

Dejá tu comentario