NACIONALES | Mujeres | trabajo | pandemia

Las restricciones por la pandemia afectan más a las mujeres

La titular de Grow, Género y Trabajo, Carolina Villanueva, reflexionó en LV12 sobre como la pandemia profundizó las desigualdades entre mujeres y varones.

La llegada de la pandemia y las medidas que se instrumentaron para hacerle frente, no solo pusieron en evidencia las desigualdades existentes en la sociedad, sino que terminaron por agravarlas. Pero no solamente las inequidades entre diferentes sectores o clases sociales, sino también aquellas preexistentes entre los hombres y las mujeres.

Carolina Villanueva, titular de Grow, Género y Trabajo (una organización que se dedica a ayudar a empresas y gobiernos en proyectos de capacitación sobre perspectiva de género), brindó una entrevista a LV12 Radio Independencia en la cual contó como los efectos de la pandemia afectaron de manera diferente a hombres y mujeres. “Las medidas de restricción para combatir la pandemia nos afectaron muchísimo más a las mujeres que a los hombres. Porque somos las mujeres las que en mayor medida nos hacemos cargo de los hijos, de las compras, de la casa, de la educación. Y, además, las que tenemos el privilegio, trabajamos”, señaló.

En esta línea, analizó que la reciente suspensión de las clases en el AMBA y algunos otros distritos, tienen “un impacto inmenso” en la población femenina, quienes se hacen cargo del 70% de las actividades del hogar. “Quien va a asumir la carga del chico que no va a la escuela es la mujer. No negamos que esto también repercute en los varones, pero es muy diferente. Todavía estamos lejos de que la carga se reparta igual”, sostuvo. Y detalló: “Las mujeres hacemos una hora más de tareas escolares y le dedicamos una hora menos al ocio y al deporte. También dormimos una hora menos, trabajamos la misma cantidad de horas y dedicamos una hora más al hogar”.

image.png
Maternidad, trabajo doméstico y teletrabajo: La triple carga de las mujeres en pandemia.

Maternidad, trabajo doméstico y teletrabajo: La triple carga de las mujeres en pandemia.

Sobre este último punto, Villanueva consideró que también es necesario que las empresas se adapten a los tiempos que corren, en función de que, con la realidad actual, las personas tienen mayores cargas que las habituales y mayores obstáculos, pero las mismas exigencias en el trabajo. “Los trabajos no se están adaptando a los tiempos que corren. Los trabajos mantienen el mismo nivel de exigencia. El que hace la adaptación es el trabajador, que duerme menos para poder cumplir con todas sus tareas”, agregó.

Pero más allá de los efectos de la pandemia, la titular de Grow señaló que la mayoría de los problemas e inequidades son preexistentes al año 2020, y que son tan diversos como ramas de la actividad laboral hay: “Los problemas que enfrentan las mujeres dependen de cada industria”.

Hay algunas industrias en donde los trabajos están destinados pura y exclusivamente para hombres. Se trata de una batalla cultural que se tiene que librar desde varios planos”, sostiene. Y añade: “Hoy una mujer puede estar vinculada, por ejemplo, al transporte o a industrias en donde se tiene que hacer uso de la fuerza. Sin embargo, allí los hombres son mayoría. Mientras, en lo que respecta al cuidado de la primera infancia o el cuidado de personas en general, son actividades que están feminizadas. Esos son estereotipos que tenemos que combatir”.

En la minería y la industria del petróleo hay cada vez más mujeres. Pero en general, las mujeres que llegan, que han podido sortear los obstáculos de estos trabajos, son mujeres excepcionales, pero no dejan de ser trabajos destinados para hombres. Las mujeres que hacen carrera deben soportar tratos que no tienen por qué soportar. Sostenemos que las oportunidades tienen que ser iguales para todos”, remarcó.

image.png

“Peleamos por espacios y ambientes de trabajo libres de violencia y de acoso para que todas las personas puedan trabajar en un ambiente de confianza”.

Para graficar el desequilibrio que existe entre géneros, señaló que varios estudios revelaron que la mitad de las mujeres en la actualidad no trabaja ni busca trabajo. “¿Y que es lo que hacen si no están trabajando? Lo que hacen es cuidar de personas, porque a las mujeres todavía se nos inculca ese rol”, agregó. “Por eso consideramos importante trabajar en capacitaciones en las empresas y el Estado, porque es fundamental desandar esos conceptos. Y para eso es fundamental la educación”.

“Buscamos que las oportunidades de desarrollo se otorguen de manera equitativa. Además, trabajamos para eliminar los sesgos machistas y la violencia laboral en los ámbitos de trabajo”, sentenció.

Dejá tu comentario