SALUD |

Ocho remedios caseros para combatirla

Es uno de los principales síntomas de alergias, gripe o resfríos. En esta nota, consejos para respirar mejor.

Tanto en invierno como en verano, distintos factores pueden producir congestión nasal. Es algo sumamente molesto, por eso te compartimos algunos tips naturales y caseros para que los puedas poner en práctica, cuando la nariz tapada no te deje dormir.

1. Inhalar vapores saludables

Hacé hervir menta, eucalipto, romero o el árbol de té. Cubrite la cabeza con una toalla y aspirá el vapor que se desprende de la ebullición. Es ideal hacerlo antes de dormir para favorecer el descanso.

image.png

2. Masticar ajo crudo

Funciona como antihistamínico natural. Comer de dos a tres dientes de ajo ayuda al sistema inmune. También vale el ajo en polvo o en láminas.

image.png

3. Usar humidificadores

En caso de congestión son favorables para humedecer el ambiente y para destapar la nariz. También disminuye la sequedad de la boca cuando estamos congestionados.

image.png

4. Elegir aceites esenciales

En especial los de aroma a menta y eucalipto, diluidos en agua consiguen una dilatación en las vías respiratorias y en los bronquios.

5. Comsumir Vitamina C

Incluida en tu dieta, ayuda a aliviar los síntomas de congestión. Naranja, pomelo u otras frutas y verduras que te aporten esta vitamina, sirven para aumentar tus defensas.

image.png

6. Tomar té de jengibre

Funciona como agente antibacterial, antiviral y antinflamatorio. Lo mejor es incluirlo en las comidas o preparar una infusión.

image.png

7. Tomar agua

Es fundamental ya que hidrata el cuerpo y al mismo tiempo beneficia la descongestión de la nariz.

image.png

8. Preparar suero fisiológico “casero”

Para hacer baños nasales, poner en un vaso de agua hervida una cucharadita de sal marina. Una vez frío, podés usarlo como gotas nasales.

Existen remedios específicos autorizados por un especialista, sin embargo, nunca está demás contar con recursos que puedan ayudarte de forma natural.

FUENTE: tn.com.ar

Dejá tu comentario