INTERNACIONALES |

La nueva Fiscalía mexicana se compromete a rescatar del olvido el ‘caso Odebrecht’ en dos meses

La investigación de la trama de corrupción que ha provocado un tsunami político en países como Brasil, Colombia o Perú, lleva estancada casi dos años en los cajones de la antigua procuraduría mexicana.

El nuevo fiscal General mexicano, Alejandro Gertz Manero, se ha comprometido este lunes a llevar por fin ante los tribunales la investigación del caso Odebrecht, la trama de corrupción vinculada a la empresa brasileña que ha sacudido ya a países como Perú o Colombia.

La ramificación mexicana del caso y la presunta participación de antiguos directivos de Pemex en una red de sobornos, cohechos y malversaciones, fue investigada hace más de dos años por la procuraduría, el órgano al que ha relevado la nueva fiscalía general. Raúl Cervantes, el último director del antiguo organismo, aseguró antes de dejar el cargo en octubre de 2017 que ya había concluido las pesquisas y todo estaba listo ya para entrar en la fase judicial.

Desde entonces, el caso ha permanecido en un limbo del que ahora parece decidido a sacarlo el nuevo fiscal.

“Hemos tenido que reponer en buena parte todo el procedimiento con la información que hemos recopilado y en un plazo que no ha de sobrepasar los 60 días se habrá de empezar a judicializar este asunto bajo la premisa de una maquinación delictiva a la que puede aplicarse la normatividad en materia de delincuencia organizada”, anunció Gertz en una rueda de prensa, en uno de sus primeros gestos por marcar distancia respecto a su antecesor.

Más información en El País

Dejá tu comentario