Salta: abusó de su hija de 3 años según la denuncia de la madre de la menor, pero sigue en libertad

La madre de la niña denunció a su ex pareja después de escuchar lo que la pequeña le contó que le hizo su padre el fin de semana que estuvo con él. Los peritos constataron que hubo abuso. El acusado es el sobrino del intendente de Pichanal

Una joven madre con domicilio en Colonia Santa Rosa, departamento Orán, denunció al padre biológico de su hija de tres años por abuso sexual, hecho corroborado por un médico particular y luego ratificado en un hospital público.

La mujer, de 28 años, relató ayer en la tarde la tragedia y las mil y unas que tuvo que sortear para finalmente exponer su queja penal ante la Justicia.

La denunciante ya había dado indicios de su decisión de hacer público el abuso a través de las redes sociales, donde descargó su ira en contra del sobrino del intendente de Pichanal, padre biológico de la pequeña víctima. En las redes, la mujer estampó: “Que todos se enteren lo basura que sos”

 La denuncia por abuso sexual a la menor.

A.M. J., sobrino del intendente de Pichanal, fue acusado formalmente mediante denuncia policial de abusar sexualmente de su propia hija de 3 años.

Ayer por la tarde la mamá, cuya identidad se reserva por cuestiones legales, le dijo a El Tribuno que la familia del acusado se opuso tenazmente a la denuncia, pero que no pudo soportarlo y finalmente decidió hacerlo.

“Para que no quedaran dudas concurrí con la madre del acusado a una ginecóloga privada. Quedó clarísimo el diagnóstico”.

“Lo triste -dijo la mamá- es que la mujer mayor intentó minimizar los hechos culpándola a la nena de ser mendaz, de inventar cosas. Cuando yo la bañé ella estaba dolorida, y ahí sin ninguna presión me relató los pormenores de un hecho que no tiene nombre. No tiene caso decir lo que me contó la nena, pero destrozada por la verdad decidí llamar a la madre de mi expareja, ya que el papá de la nena no me contestó nunca. Esto lo descubrí el domingo por la noche, cuando me devolvieron a mi hija”.

Desde ese momento entré en desesperación. El lunes fuimos al ginecólogo y luego el mismo médico me aconsejó no perder más tiempo y denunciar el hecho. Pero ya ve, no hay detenido y esa familia desde ese mismo momento no me habló más”, dijo resignada.

Luego agregó: “Lo llamativo es que la madre de este sujeto llegó a mi casa y se enojó conmigo porque lo estaba acusando a su hijo de algo muy grave”.

 “Sin embargo, cuando él llegó y la quiso cargar la nena se resistió y lloró para no ir con su papá”, recordó.

Después la mujer reflexionó: “Para mí el profesional médico no dudó en confirmar lo que yo sospechaba y lo que la nena contó quejándose de un dolor ahí. El médico me explicó delante de la madre del acusado que la nena presentaba daños o lesiones genitales, y que esto correspondía a un probable abuso sexual. Yo fui a la comisaría de Colonia Santa Rosa y realicé denuncia contra mi expareja y quedó todo en manos de la Justicia”.

“Lo llamativo es que esto lo hice el lunes y hasta ahora no hay noticias ni detenido alguno. Hoy temo por nuestra seguridad, pero no lo lamento, porque primero está mi hija”.

  Facsimil del diagnóstico médico.

 

Historia

La mamá relató ayer que con el padre de su hija no tenía relación alguna desde el mismo día en que se separaron.

“Fue una relación tormentosa signada por picos de violencia pero que nunca esto se fue al extremo”, dijo como justificándose.

Luego agregó: “Alguna vez me levantó la mano y eso la sabe la familia, porque el poco tiempo que convivimos lo hicimos en casa de su familia”.

Todo este tiempo confiaba en ellos y mi nena se quedaba ahí muy gustosa”. Con relación a su expareja, sobrino del intendente de Pichanal, la madre señaló: “No teníamos diálogo en estos últimos tiempos, e incluso estaba procurando obtener una litis alimentaria, ya que el dinero para la manutención de la niña debía ir a buscarlo a su casa, y a veces sí y otras no. Una semana sí y otras tantas con excusas de todo tipo. Pero jamás pensé en esto. No lo voy a perdonar”.

Dolor de madre

La mujer relató además que en las redes sociales fue viralizado su dolor y las gruesas palabras que profirió contra quien fuera alguna vez su pareja.

“Escondete bajo tierra sucio asqueroso”, son algunas de las frases que le dedicó en distintos muros.

Mas calmada, por la tarde, en diálogo con nuestro matutino, la mamá dijo que tenía miedo por lo que pudiera pasar, ya que a pesar de la denuncia nada pasó y el sujeto sigue gozando de libertad, como si nada hubiera pasado.

“Tengo miedo, es más, en algún momento pensé en exponer esta situación ante la Justicia. No sé si lo haré en las próximas horas”.

En tanto relató que la familia de su ex dejó de hablarla y que entiende que está contrariada por la decisión que tomó de dar a luz lo que entiende es imperdonable para ella, pero muy grave para la nena.

“Ella solo tiene tres años”, recordó la mamá.

La mujer dijo que pensó mucho cuando vio las lesiones, pero esperó horas para que sean los médicos los que dictaminen.

Fuente El Tribuno

Dejá tu comentario