ACTUALIDAD |

Salud mental: ¿cómo afrontamos la pandemia?

Santiago Levin, médico especialista en Psiquiatría y doctor en Medicina de la UBA, habló con LV12 sobre cómo afrontamos los argentinos la pandemia.

Ya pasaron más de 5 meses desde que, en nuestro país, se decretó el aislamiento social, preventivo y obligatorio en el marco de la pandemia. El mismo produjo muchos cambios no solo a nivel social, económico, sino también mental. Por eso LV12 se comunicó con Santiago Levin, médico especialista en Psiquiatría y doctor en Medicina (UBA), presidente de la Asociación de Psiquiatras Argentinos (APSA) y miembro del equipo de asesores de Alberto Fernández, para que nos comente al respecto.

Para iniciar el presidente de APSA, recomendó dos cosas. Por un lado, seguir con cariño y prolijidad las indicaciones de la autoridad sanitaria (no hacer reuniones numerosas, uso de barbijo, etc). Y segundo hacer un esfuerzo crítico por no entrar en desesperación por la gran crisis sanitaria mundial, dijo que, es importante entender que esto se va a terminar en algún momento.

“Atravesar lo mejor o lo peor depende de cómo cada uno de nosotros, de cómo pueda interpretar y cumplir las medidas que nos proponen”, manifestó Levin.

image.png

El asesor del presidente también dijo que, sentir miedo, tristeza, incertidumbre, es normal, ya que son las formas que el ser humano tiene de metabolizar psíquicamente las malas noticia, lo cual no constituye ninguna patología.

“Una pandemia es una mala noticia y no hay forma de atravesarla, y salir feliz. Es un golpe fuerte y se sale muy mal o un poco mal. Estos son sentimientos que uno enfrenta a una adversidad inesperada”, resaltó Santiago Levin.

El especialista en Psiquiatría comentó que la incertidumbre nos acompaña siempre, ya que forma parte de la condición humana.

“Los seres humanos sabemos que nos vamos a morir, somos los únicos que tenemos la conciencia de muerte, solo eso establece una brecha muy grande de incertidumbre. Este tipo de crisis la eleva y la pone en primer plano pero no es que antes no existía”, manifestó.

Asesoría al presidente Alberto Fernández

Levin comentó al aire de LV12 que, el presidente y su equipo decidieron ampliar la conformación de especialistas, lo que llevó a que varios de ellos pudieran plantearle algunas recomendaciones. Entre ellas la iniciativa de llevar a cabo protocolos que permitan que la persona que está en terapia intensiva pueda estar acompañada, a pesar de las restricciones infectológicas que impone la pandemia.

image.png

El especialista también informó que en este tiempo, se ha hablado mucho acerca de si la cuarentena y la pandemia generan una especie de tsunami catastrófico de enfermedad mental y por otro lado que no produce ningún disturbio en la salud mental de la población.

“Existen por un lado personas que tienen trastornos mentales y que necesitan la continuidad de los tratamientos, pero por otro lado, existe también un golpe sobre la población que no tiene trastornos mentales y que se ha visto con los proyectos truncos, sin posibilidades de trabajar, con incertidumbre, con datos innecesarios, etc. Todo eso ha generado en la población distintas clases de reacciones, ansiedad, dificultad para dormir, síndromes depresivos, entre otros”, destacó.

El presidente de APSA, resaltó que la pandemia vino a traer problemas nuevos pero, sobre todo, a alumbrar problemas viejos. Dijo que cuando todo esto acabe y se vuelva a cierto nivel de alivio, va a ser una excelente oportunidad para que los profesionales de la salud, las organizaciones de la sociedad civil, el Estado, las universidades, los ministerios, se sienten en una gran mesa a pensar que sistema de salud quieren para nuestro país.

Para finalizar el especialista resaltó que, hablar de nueva normalidad es una discusión de términos, es muy importante seleccionar con mucho cuidado las palabras y metáforas que utilizamos para comunicar la pandemia. Hay algunas que encienden representaciones mentales que no son favorables ni al bienestar ni al cumplimiento de las medidas sanitarias.

Tendríamos que cuestionarnos cuales son las palabras más adecuadas para describir y estimular un pensamiento crítico que haga de cada receptor un pensador y no solamente un receptáculo adonde se meten pedacitos de información mal chequeada.

Dejá tu comentario