ECONOMIA | Trabajadores | Salud | Proyecto

Solicitan eximir de ganancias a trabajadores de la salud

En el Ejecutivo preparan un proyecto para dejar a salvo al personal de salud que presta tareas en plena pandemia de los alcances de ese gravamen.

El Gobierno prepara contra reloj un proyecto de ley para eximir del pago del impuesto a las Ganancias a los trabajadores del sector de la salud afectados a la prestación de tareas en plena cuarentena por la pandemia de coronavirus.

La medida apunta a dejar a salvo a médicos, técnicos y personal de enfermería del alcance del gravamen y, así, generar un estímulo adicional para que se mantengan en sus labores en medio de la crisis. Desde que se decretó el aislamiento obligatorio y se reglamentaron las excepciones creció la tensión en varios sectores asalariados por la continuidad de sus tareas en un contexto de riesgo sanitario.

La exención, que requiere una ley por tratarse de un impuesto de orden nacional, aparece como la contracara de la rebaja por 90 días dispuesta por la administración de Alberto Fernández sobre la alícuota de las contribuciones patronales en un 95% para los empleadores de las actividades ligadas a la sanidad en el pago de sueldos para profesionales, técnicos, auxiliares y ayudantes de la actividad. Un decreto de la semana pasada dispuso ese descuento y también una reducción del impuesto sobre los créditos y los débitos que pagan las organizaciones de la salud.

El decreto 297/2020 del 19 de marzo, que estableció el “aislamiento social preventivo y obligatorio” con una cuarentena desde ese día y hasta el 31 de marzo, inclusive, listó una serie de actividades consideradas esenciales y por cuya prestación sus trabajadores debían quedar eximidos de cumplirla.

Entre ellos el personal de la salud pero también las fuerzas Armadas y de seguridad; sector migratorio, tráfico aéreo, bomberos; funcionarios del Ejecutivo y del Poder Judicial; diplomáticos; trabajadores en tareas de cuidado, de la obra pública, de supermercados y de las industrias de la alimentación, higiene y limpieza, y de equipamiento médico, medicamentos, vacunas y otros insumos del mismo rubro, entre otros.

En el Ejecutivo confirmaron la preparación del proyecto de ley de quita de Ganancias, que tiene como antecedentes unos pocos casos como el de los petroleros patagónicos a los que una norma del Congreso les quitó el peso del gravamen sobre parte de sus salarios tras una revuelta popular en Santa Cruz en 2006. En los próximos días, en función de la velocidad que cobró la crisis por el coronavirus, se precisarán los alcances de la iniciativa, que no se descarta podrá incluir a otros trabajadores afectados a la prestación de tareas esenciales.

Dejá tu comentario