GOB NOV 1140x100 CMC.gif
NACIONALES | trans | escuela |

Mocha Celis: la primera escuela trans del mundo, en Argentina

Gabi Benítez trabaja dentro del Bachillerato Travesti Trans Mocha Celis y contó en LV12 cómo se vive el primer proyecto educativo y de inclusión de este tipo.

“La Mocha” es el sobrenombre del Bachillerato popular Travesti Trans Mocha Celis, una escuela secundaria gratuita, fundada en el 2011, con la misión de promover la inclusión de personas trans/travestis en la educación formal para subsanar la discriminación estructural que enfrentan. Está ubicada en Buenos Aires y es la primera escuela trans/travesti del mundo. Gabi Benítez, es activista y coordina el proyecto Teje Solitario de la "Mocha Celis". Pasó por LV12 Radio Independencia para hablar de la propuesta educativa y de contención que ofrecen.

"La Mocha Celis es un bachillerato popular que ya tiene diez años. Es una escuela que nace de las militancias trans travestis argentinas, y es un proyecto pensado para acompañar a la población trans y travesti a que terminen sus estudios secundarios, que puedan lograr la garantía de derechos que sistemáticamente le fueron privados", explica Gabi.

Después de 10 años, Gabi cuenta que los resultados son hermosos. "Hoy pasamos de tener una planta de 120 estudiantes a más de 400 personas que están actualmente cursando de forma virtual. Y egresades, un montón. Personas que con suerte y después de mucho esfuerzo pueden conseguir un trabajo formal, la experiencia es muy valiosa".

"Trabajar con la población travesti, trans, no binaria es muy gratificante porque realmente fueron excluidas de lo que las personas cis o heterosexuales creen que es una normalidad cotidiana, y eso es muy ajeno a la realidad", explicó la militante.

La escuela se cursa en tres años. Está pensado a la tarde porque la mayoría son trabajadoras sexuales, o prostitutas, entonces no pueden estudiar a la noche. Se cursa de 14 a 18 y el título con el que se egresan es Perito Auxiliar en Desarrollo de las Comunidades.

image.png

El promedio de edad es de 16 a 60 años. Es muy variada la franja etaria. Gabi Benítez relata que muchos adultos que después de 20, 30 años de no estudiar hoy ven en la mocha una posibilidad de terminar sus estudios.

Pero la activista hace hincapié en que "la mocha" no es un proyecto solamente educativo. La mocha es un espacio de contención.

"Yo particularmente trabajo en Teje Solidario, una red de contención que se creó en la pandemia para acompañar a la población. Se garantiza el alimento para entregarles a les compañeres, trabajamos con red de psicologues, un área de acceso a derechos por casos de desalojos, personas que necesitan ayuda para cobrar algún trámite, etc", especificó Gabi Benítez.

La escuela no tiene una sede propia: "luego de la pandemia perdimos el lugar donde estábamos trabajando. Ayudaría mucho a consolidar este espacio, mejoraríamos nuestro servicio....Estamos en la búsqueda".

En Instagram o Facebook pueden encontrar a Mocha Celis, "no recibimos ayuda del gobierno, pueden conocer más de lo que hacemos y dejar sus donaciones si así lo desean", concluyó la activista.

También podés colaborar con el proyecto AQUÍ.

Temas

Dejá tu comentario