NACIONALES |

Abuchearon a Pablo Avelluto en el acto inaugural de la Feria del Libro

Manifestantes repudiaron la presencia del funcionario del gobierno de Mauricio Macri en la apertura de la Feria del Libro.

Empujones, cánticos y silbidos contra el secretario de Cultura de la Nación, Pablo Avelluto, fueron protagonistas durante el acto de apertura de la la 45° Feria Internacional del Libro de Buenos Aires.

 

A sala llena y con una multitud congregada a las puertas de la Sala Borges en La Rural, esperando el discurso de la antropóloga feminista Rita Segato, comenzó el acto de apertura de la la 45° Feria Internacional del Libro de Buenos Aires, que este año tendrá a Barcelona como ciudad invitada de honor, en el marco de un discurso donde sonó con fuerza "la crisis", del sector editorial.

La presidenta de la fundación El Libro, Teresa Carbano, advirtió que "la industria necesita avanzar, pero que si en el día a día está pendiente de su supervivencia mal puede hacerlo" y que "las ventas cayeron un 12 por ciento respecto al primer trimestre de 2018, una caída no se detiene", durante un discurso en el que celebró el impulso a una ley para crear un Instituto Nacional del Libro y que cerró con aplausos al son del canto "aborto legal, en el hospital".


El acto que dio inicio con apenas 20 minutos de retraso y sin la tradicional apertura de puertas para que ingrese el público congregado en La Rural, estuvo enmarcado, desde temprano, por la presencia de lectores identificados con los pañuelos verdes, en demanda de una ley que permita la interrupción del embarazo legal y gratuita.

De hecho, en la entrada principal al predio, sobre avenida Santa Fe 4201, una mesa de activistas repartía esos pañuelos que hoy son símbolo del potente movimiento de mujeres, que en la Feria misma encuentra expresiones -en libros, muestras y charlas para adolescentes y adultos- como "la marea verde" y "la revolución de las hijas".

Entre los presentes se encontraban el secretario de Cultura de la Nación, Pablo Avelluto; el ministro de Cultura porteña, Enrique Avogadro; el vicepresidente de la fundación El Libro, Alejandro Vaccaro; Oche Califa, responsable de la Feria del Libro; e Iolanda Batalle, directora del Instituo Ramón Llull's, que este año trae a Barcelona como ciudad invitada de honor.

Entre los invitados se encuentran, además, las escritoras Luisa Valenzuela, Claudia Aboaf, María Rosa Lojo, Elsa Osorio, Cecilia Szperling, de la agrupación Nosotras proponemos literatura, Silvia Plager, y el mexicano Néstor García Canclini.

También se encontraba presente el mítico editor Daniel Divinsky, cocreador de la emblemática Editorial de la flor que publicó a Quino con Mafalda y a Rodolfo Walsh; y el diputado Daniel Filmus, quien el lunes último presentó el proyecto de ley en el Congreso para la creación de un Instituto Nacional del Libro.

Previo al acto, Carbano explicó a Télam que la decisión, este año, de no abrir las puertas de la Sala Borges para que ingrese público, no está vinculada a las protestas que signaron la apertura de la feria anterior, cuando estudiantes y docentes repudiaron la creación de la Universidad de Formación Docente, hoy aprobada por ley aunque aún no implementada que implicará el cierre de 29 institutos de formación docente.

"Lo que pasaba antes era que ingresaba el público invitado y, si la sala no estaba completa, en un momento se abrían las puertas para que entrara quien quisiera. Hay quien piensa que esto se hace por lo que ocurrió el año pasado, pero el origen de todo esto es que en cuanto se anunció que Segato sería la oradora empezaron a llover los pedidos de asistencia y en la sala no podemos poner más gente que la permitida. Pero está la pantalla, ya tradicional, donde se proyecta el discurso, frente a la sala Borges", dijo Caravano.

Dejá tu comentario