NACIONALES |

Uno de los dueños de Musimundo volvió a incumplir con el pago de una deuda

CARSA. S.A, una de las dueñas de la cadena de electrodomésticos envió un comunicado a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires justificando la decisión de no pago.

CARSA S.A es una de las empresas socias de la cadena de electrodomésticos Musimundo. En el marco de la crisis financiera que atraviesa, este martes anunció que no pagará los intereses de sus obligaciones negociables del mes de agosto. En junio había pedido su propio concurso de acreedores.

"La compañía no procederá a efectuar el pago de servicio de interés, correspondiente a las Obligaciones Negociables previsto para el día viernes 31 de agosto", anunció CARSA en un comunicado dirigido a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires (BCBA). La empresa había reestructurado su deuda a principios de 2019 pero es la segunda vez en lo que va del año que avisa que no podrá cumplir con la negociación. La anterior había sido a fines de mayo, y en esta oportunidad alegó los mismos motivos expresados meses atrás.

"El plan de reestructuración de deuda acordado el año pasado con los obligacionistas se hizo en base a un plan de ventas muy conservador, atento a la situación del país, que combina alta inflación con recesión, y aún así era un plan que se podía cumplir", expresó la compañía en el comunicado que emitió este martes.

Y agregó: "La falta de abastecimiento por parte de proveedores claves hizo que la empresa perdiera ventas por montos considerables, sumando esto a otros desfinanciamientos importantes tales como retenciones injustificadas de Agip y Arba, sobretasas de interés en fideicomisos y ON, y gastos de sellados, seguros de caución no cobrados, y otros".  De esta forma, CARSA justificó la faltante de caja que la compañía no puede financiar con recursos propios ni con créditos bancarios.


La compañía explicó que hasta el mes de abril había podido hacer frente a las obligaciones, pero ya en mayo no pudo cumplir con el pago a proveedores, bancos y bonistas.

Dada la situación financiera, "para mejorar el abastecimiento de mercadería que nos permita potenciar las ventas -y con ello futuros ingresos- se muestra inevitable diferir el pago del servicio de interés bajo las obligaciones negociables en circulación".

Según el comunicado enviado a la BCBA la medida es "estrictamente necesaria" para mantener la operatividad de la empresa y mejorar su capacidad de pago de las obligaciones negociables a futuro. "En cuanto la sociedad cuente con recursos suficientes realizará el pago del servicio adeudado, con más los intereses compensatorios y moratorios previstos en las condiciones de emisión de las obligaciones negociables".

A la vez, CARSA anunció que ya se comenzó a regularizar la deuda con los proveedores.

A raíz de la crisis financiera por la cual había declarado una deuda de 900 millones de pesos, hasta el mes de junio ya habían cerrado 10 locales Musimundo en la Ciudad de Buenos Aires y en el interior del país.

Las sucursales cerradas fueron las de Callao y Corrientes, en la emblemática esquina porteña, los establecimientos bonaerenses de Mercedes, Saladillo, Pehuajó, Bragado, Chivilcoy y Trenque Lauquen; en la ciudad de Neuquén, los locales en las ciudades tucumanas de Famaillá y Banda del Río Salí.

En su sitio web, Musimundo señala que "es la cadena líder en entretenimiento y electrodomésticos de la Argentina, con más de 250 sucursales en todo el país".

Cuenta con más de 5.000 empleados y se caracteriza por la oferta de planes de financiación y promociones "para acceder fácilmente a la última tecnología y al confort".

Musimundo se destaca como precursora en el e-commerce en la Argentina y se atribuye contar "con la logística necesaria para llegar a cualquier rincón del país y un servicio técnico orientado a cubrir todas las necesidades y solucionar cualquier inconveniente después de la compra de cualquier producto".

Fuente: Infobae.

Dejá tu comentario