DEPORTES | Atlético Madrid | Rodrigo De Paul | Ángel Correa

Atlético Madrid clasificó con goles de Rodrigo De Paul y Ángel Correa

Atlético Madrid y Porto animaron un duelo cargado de tensión en el Estádio do Dragão. Fue 3 a 1 para los Colchoneros. Anotaron Rodrigo De Paul y Ángel Correa.

La Zona B de la Champions League no dio lugar a respiro. En la última fecha de la fase de grupos tres equipos se dirimieron la clasificación hacia los octavos de final del certamen más codiciado de Europa para conocer al escolta que acompañaría al Liverpool en la instancia de los 16 mejores. El Atlético Madrid y el Porto animaron un duelo cargado de tensión en el Estádio do Dragão sin perder de vista lo que sucedía en Italia entre el conjunto de Jürgen Klopp y el Milan. los argentinos Rodrigo De Paul y Ángel Correa fueron determinantes.

La prematura lesión de Luis Suárez a los doce minutos del primer tiempo generó un manto de preocupación en el Colchonero. En menos de un cuarto de hora, el equipo español perdía a una de sus cartas más valiosas por una molestia muscular y su lugar debió ser ocupado por Matheus Cunha. Las lágrimas del Pistolero representaron el dolor colectivo en toda la afición albirroja.

Mientras tanto, los goles de Fikayo Tomori y Mohamed Salah durante la primera etapa del espectáculo que se desarrollaba en el Giuseppe Meazza mantenían con gran expectativa la resolución del grupo en ambos partidos. Portugueses, Colchoneros y Rossoneros luchaban por esa plaza disponible y todo podía suceder en el Viejo Continente.

image.png
Rodrigo De Paul, figura en la victoria de los dirigidos por Diego Simeone. 

Rodrigo De Paul, figura en la victoria de los dirigidos por Diego Simeone.

Las individualidades del combinado de Diego Simeone fueron superiores al excelente juego colectivo del dueño de casa. De modo que las ocasiones desperdiciadas de Mehdi Taremi alimentaron las esperanzas del Atlético Madrid hasta que Antoine Griezmann festejó el inesperado 1 a 0 que enmudeció a toda la afición local. Además, los de Anfield contribuían al sueño ibérico con otra conquista sobre el Milan gracias a Divock Origi. A partir de ese momento, los del Cholo tuvieron que resistir para lograr el objetivo.

Sin embargo, una insólita reacción de Yannick Carrasco sobre Evanilson obligó al árbitro Clément Turpin a expulsar al belga y dejar al Atlético Madrid en inferioridad numérica. Al virtuoso volante le faltó inteligencia. La misma que no tuvo Wendell cuando unos instantes después agredió a Matheus Cunha con un codazo en la garganta. Cuando ambos quedaron con diez, las cosas volvieron a emparejarse.

image.png
Con la 10 en la espalda, Ángel Correa celebra su gol con Atlético Madrid. 

Con la 10 en la espalda, Ángel Correa celebra su gol con Atlético Madrid.

El sufrimiento terminó después de un contragolpe perfecto que comenzó Rodrigo De Paul, siguió Griezmann y terminó Ángel Correa. El ex Racing recuperó en su propia área y buscó a la figura francesa, quien corrió a toda velocidad hasta que envió una pelota profunda que dejó al rosarino frente a frente con Diogo Costa. La definición cruzada concretó el 2 a 0 para que la fiesta tenga tonada española. Y en la siguiente escena, el mejor jugador del encuentro tuvo su premio cuando transformó la victoria en goleada. De Paul fue el hombre más destacado que lideró al Atlético Madrid a lograr la hazaña.

El penal que convirtió Sérgio Oliveira fue un consuelo para el Porto, que continuará la temporada en la Europa League. En la vertiginosa noche europea, el único perjudicado fue el Milan, que cayó como local ante la potencia británica.

FUENTE: Infobae

Dejá tu comentario