DEPORTES | Inter Miami | Lionel Messi | Luis Suárez

Inter Miami y Lionel Messi quedaron eliminados

Dos groseros errores defensivos y un verdadero golazo de Berterame derivaron en un contundente 3-1. Inter Miami y Lionel Messi se quedaron sin nada.

El Inter Miami de Lionel Messi y Luis Suárez fue claramente superado por los Rayados de Monterrey y perdió 3-1 en la vuelta de los cuartos de final para así quedar eliminado de la CONCACAF Champions Cup. El partido, con muchos jugadores sudamericanos, se disputó en México y dejó una pálida imagen del conjunto estadounidense, dirigido por el argentino Gerardo Martino.

El equipo de Messi era uno de los candidatos a conseguir el título continental, al que ingresó gracias a que obtuvo la Leagues Cup, por nombres y por la apuesta del club, para levantar un trofeo que nunca lograron las Garzas. Era una prueba de fuego ante en equipo experimentado en este torneo, que consiguió en cinco ocasiones (2010-11,2011-12, 2012-13, 2019 y 2021) y que además había sacado ventaja en la ida al imponerse 2-1 en Estados Unidos, cuando faltó Messi.

Inter Miami salió en busca de la victoria, pero sin el fútbol suficiente para lastimar al rival. En el comienzo su arquero tuvo dos atajadas claves para evitar quedar en desventaja, ante una afición muy ruidosa en Monterrey. Recién a los 24 minutos, Messi dispuso de una posibilidad de abrir el marcador, pero su remate salió apenas por arriba del travesaño, en una jugada con muchos jugadores en el área grande, con los defensores locales marcando de cerca a los rivales.

El primer gol llegó a los 31 minutos de juego, después de un blooper del arquero de Inter, el estadounidense Drake Callender, ya que quiso salir jugando con el pie y le regaló el balón a su compatriota Brandon Vazquez, quien solo debió patear para estirar la ventaja global de Monterrey en la serie. Increíble la falla del guardavallas y enseguida se lo vio a Messi arengar a sus compañeros con aplausos, buscando que su equipo no sintiera el impacto anímico.

El desenlace del primer tiempo tuvo de todo, porque Messi aprovechó un gran pase de Suárez y le pegó con su gran zuda, bajo, pero apareció en su esplendor el arquero argentino Esteban Andrada, exBoca y Lanús, para impedirle el empate. Tuvo dos claras oportunidades el anfitrión para ampliar la ventaja, una con salvada de Callender ante el argentino Maximiliano Meza, y además el juez le anuló un tanto al goleador uruguayo por posición adelantada. En un cruce de ida y vuelta, la emoción estuvo en cada acción y la gente lo vivió con las pulsaciones a mil.

image.png

Y la segunda mitad no pudo empezar peor para Messi y compañía, ya que a los 13 minutos el delantero argentino Germán Berterame, exSan Lorenzo y la Sub 17 de su país, metió un golazo para el 2-0 de Monterrey desde la medialuna, con un fuerte y preciso disparo al ángulo superior izquierdo del arquero del Inter Miami. Eso desató el delirio de su simpatizantes. Y ni hablar cuando seis minutos después, tras un pase de Berterame, fue el mexicano Jesús Gallardo, de cabeza, el que puso el 3-0.

A 13 del cierre, el lateral izquierdo español Jordi Alba, excompañero en Barcelona de Messi y el también español Sergio Busquets, exquisito volante central, fue expulsado por cometer otra falta fuerte y recibir la segunda tarjeta amarilla. Ya con el desarrollo del juego en favor del anfitrión, a Inter Miami lo complicó aún más quedarse con un futbolista menos. Sobre el cierre, tras un tiro libre de Messi, fue el paraguayo Diego Gómez, de cabeza, quien descontó para el equipo estadounidense.

Así reapareció Messi, ya que en el encuentro de ida fue preservado por una molestia física. Su equipo estaba obligado a ganar para poder avanzar a semifinales, en una eliminatoria donde el gol de visitante vale doble, pero decepcionó y quedó eliminado. Fue el primer partido oficial de Messi en suelo mexicano y justo en un clima picante, porque en la ida el argentino Fernando Ortiz, exdefensor de Boca y actual DT de Monterrey, tuvo un cruce especial con el crack rosarino.

Inter Miami empezó bien en la MLS y en la CONCACAF Champions Cup eliminó al Nashville en octavos de final, pero su marcha se detuvo ante Monterrey, quien perdió el liderazgo de la Liga MX al caer ante Cruz Azul, preservando a sus titulares para este cruce clave. Finalmente, los Rayados avanzaron a semifinales y se medirán con Columbus Crew, de la MLS, quien protagonizó la sorpresa al eliminar a Tigres. En la otra llave se cruzarán América y Pachuca.

FUENTE: ESPN

Dejá tu comentario