POLICIALES | perpetua | Pena | hecho

Prisión perpetua por el crimen de Marcos Sáez

De acuerdo a la investigación del Ministerio Fiscal, Jonathan Matías Galindo, fue quien efectuó los disparos que terminaron con la vida del joven Marcos Sáez.

Este jueves, se llevó adelante el juicio oral (segunda etapa) en el que debía imponerse el monto de la pena. Antes, otro tribunal lo declaró responsable penal de homicidio agravado, criminis causae y robo doblemente agravado por el uso de arma de fuego y haber sido cometido con la intervención de un menor.

El caso fue investigado por la Unidad Fiscal de Homicidios I, a cargo del fiscal Ignacio López Bustos. En la audiencia, intervino el auxiliar fiscal José Fernando Isa, quien tuvo a su cargo los alegatos de apertura y de cierre y los pedidos condenatorios correspondientes.

"Galindo tuvo el control del hecho. Fue quien ejecutó al joven Sáez al no lograr su fin, mostrando un total desprecio por la vida de la víctima, quien era padre y dejó a una familia destrozada", señaló el investigador antes de pedir una condena de prisión perpetua.

En tanto, pidió una pena de 23 años de prisión para el otro coimputado (era menor de edad al momento del hecho) que arribó al debate declarado penalmente responsable.

Los querellantes, Álvaro Zelarayán y Jorge Lobo Aragón, en representación de los padres de la víctima, se adhirieron a las solicitudes de la Fiscalía

La jueza Ana Iácono resolvió imponer la pena de prisión perpetua contra Galindo y dispuso un cuarto intermedio para la realización de un último informe respecto al otro imputado.

El hecho

En la noche del 19 de diciembre de 2018, cerca de las 22, Sáez conducía una motocicleta KTM 200 cc., por la intersección de las calles San Martin y Paso de Los Andes de San Miguel de Tucumán, cuando fue interceptado por Galindo y otros sujetos (dos menores), quienes se movilizaban a bordo de dos motos.

A punta de pistola, le exigieron la entrega del rodado. Sáez intentó evadirse por San Martín, momento en que Galindo, le efectuó disparos que impactaron en la víctima, quien cayó en la ochava suroeste de calles San Martín y José Thames, ya sin vida, mientras los acusados escaparon hacia el norte.

Dejá tu comentario