CHISMES Y ESPECTÁCULOS |

Polémica por el cordero: "me recordó a la dictadura"

La modelo también habló sobre el conflicto judicial que mantiene con su exmarido Claudio Contardi, manifestó lo mucho que extraña a sus hijos y explicó su relación con el músico Guido Sardelli.

De temporada en Villa Carlos Paz con la obra “Atrapados en el museo”, Julieta Prandi habló con los medios sobre el conflicto judicial que mantiene con su exmarido Claudio Contardi, manifestó lo mucho que extraña a sus hijos y se sinceró al hablar de su relación con el músico Guido Sardelli.

"Estoy muy bien, disfrutando mucho. Ya se fue la familia, vinieron mis papás, mi hermana y mis hijos a pasar las fiestas y ahora estoy sola. Mis hijos están con el papá, así que ahora estoy descansando un poco. Los extraño mucho; pasamos 15 días hermosos acá", comentó la actriz.

En cuanto a la medida que prohibía que sus hijos pudieran pernoctar con su padre, Prandi advirtió: "Se tuvo que levantar la prohibición en diciembre por mi viaje a Carlos Paz. Tuve que ceder ciertas cosas para poder venir a trabajar. Lo lógico era que se vengan los dos meses conmigo, pero tuvimos que acordar el tema de las fiestas y la tenencia compartida. Es un arreglo temporal hasta marzo, que es cuando yo vuelvo".

A pesar de la angustia que esta situación le genera, la modelo aclaró que hay una cláusula que establece que la actual pareja de Contardi no puede estar presente el día que estén sus hijos. "Yo no tengo problema con que él tenga pareja. En este caso, esta persona no puede estar porque está dentro de la causa de violencia familiar. Ella está dentro de los hechos que yo denuncie", agregó. "Lamentablemente tengo que creer en lo que me cuenta Mateo, no tengo otra forma", dijo en referencia a su hijo mayor.

Confirmó que aún no llegó a ningún arreglo económico ni tampoco se estableció la división de bienes, la actriz de Atrapados en el museo advirtió que van a juicio. "El aún dispone y administra las dos propiedades como quiere. Todavía sigue sin pagar alimentos, sigue todo igual (...). De hecho, no tiene timbre para recibir las notificaciones. Nosotros no tenemos diálogo", contó al respecto.

Abierta a la llegada de un nuevo amor, la rubia hizo referencia a los rumores de romance con Guido Sardelli, el cantante de Airbag, aunque no quiso confirmar nada. "Somos amigos. No es un buen momento para que fluya la amistad porque yo estoy acá y él en Punta del Este, grabando un disco. Más adelante veremos", explicó sin cerrar posibilidad de volver a enamorarse.

Minutos después, Prandi habló del uso indebido de su imagen para un cabaret de Madrid y, tras confesar que no es la primera vez que le pasa, señaló: "¿Sabés la cantidad de veces que debe suceder esto? A mí me pasó en Bolivia. No es la primera vez que usan mi imagen sin autorización. La foto es vieja, del año 2002, fue una producción que hice para una revista con el fotógrafo Gabriel Rocca. La recuerdo perfecto", relató molesta.

Por último, la modelo opinó sobre el polémico video que circuló en las últimas horas sobre el cordero que es arrojado desde un helicóptero hacia la pileta de la casa de Lara Bernasconi y el empresario textil Federico Álvarez Castillo en José Ignacio, Uruguay. "El primer impacto, cuando vi el video, me recordó a la dictadura, a la gente que tiraron en el río. Súper cruel me pareció. Me parece un horror. no hay escrito que lo pueda justificar", opinó Prandi, quien asegura haber compartido varios momentos con Bernasconi en sus épocas de modelo.

FUENTE: La Nación

Dejá tu comentario