ARTE Y CULTURA | mate | Día |

Día del Mate: "Es un símbolo que nos representa a todos"

Alejandro Gruber, presidente de la Asociación Ruta de la Yerba Mate de Argentina, habló con LV12 del día del mate que se celebra el 30 de noviembre.

El 30 de noviembre se celebra el Día del Mate, cumple 10 años como infusión nacional y 120 años de producción industrial con las primeras plantaciones del cultivo.

Para dialogar sobre el tema, LV12 se contactó con Alejandro Gruber, presidente de la Asociación Ruta de la Yerba Mate de Argentina.

image.png

"Es una reivindicación de los principales atributos del pueblo argentina, sin lugar a dudas el mate que es el recipiente es el producto más antiguo, autóctono, autentico y originario de la República Argentina y excede los límites de la misma", comentó en el inicio de la charla Alejandro Gruber.

"Es un símbolo que nos representa a todos, en Argentina se tomó al 30 de noviembre por el natalicio del comandante Andresito Guacurarí y Artigas", contó.

Andrés Guacurarí y Artigas, conocido como “Andresito”, fue un caudillo guaraní que gobernó, entre 1815 y 1819, la entonces Provincia Grande de las Misiones. Se trató de uno de los primeros líderes federales de las Provincias Unidas del Río de la Plata y el único gobernador indígena de la historia argentina.

Durante su gobierno y en su territorio recobraron su vigor los cabildos de los pueblos originarios que tenían una función central en la administración del territorio fomentando la producción y comercialización de la yerba mate.

Por último se refirió al consumo de la yerba mate en la actualidad: "Es un producto icónico y que inclusive tracciona por la economía del país y regional por cerca de 43 millones de kilos de exportación y ya estamos por cerca de 220 millones de consumo en el mercado interno y exportando a más de 35 destino.

"¡Es el principal producto de identificación en el mundo así que hay que levantar esos mates y celebrar el día!", cerró Alejandro Gruber, presidente de la Asociación Ruta de la Yerba Mate de Argentina.

image.png

Los inicios de la infusión

Los orígenes del mate se remontan a la cultura de la etnia guaraní, que utilizaba las hojas de la planta de yerba mate (Ilex paraguariensis) como bebida, y eran objeto de culto y ritual, y moneda de cambio en sus trueques con otros pueblos prehispánicos como los incas, los charrúas y aún los araucanos a través de los pampas.

Caá en lengua guaraní significa “yerba”, pero también significa planta y selva; para el guaraní, el árbol de la yerba es el árbol por excelencia, un regalo de los dioses; y tomar la savia de sus hojas era para ellos beber la selva misma.

Los conquistadores aprendieron de los guaraníes el uso y las virtudes de la yerba mate, e hicieron que su consumo se difundiera en forma extraordinaria al punto de organizarse un intenso tráfico desde su zona de origen a todo el Virreinato del Río de la Plata.

Más tarde los religiosos jesuitas introdujeron el cultivo en las reducciones distribuidas en el norte de la Argentina, y Sur de Paraguay y Sudoeste brasileño; y fueron los responsables de que la yerba mate fuera conocida en el mundo civilizado como el “té de los jesuitas”.

Recién en 1903 en Santa Ana (provincia de Misiones) se realiza la primera plantación de yerba mate para reemplazar el, hasta entonces, consumo de plantas silvestres que crecían en la selva, que desaparecieron por la sobreexplotación del recurso.

Embed - Alejandro Gruber

Temas

Dejá tu comentario