TECNO | universo | observatorio | Big Bang

¿Quisieras saber el origen del universo y la teoría del Big Bang?

Alberto Etchegoyen, director del Instituto de Tecnologías en Detección y Astropartículas, pasó por LV12 y detalló el proyecto internacional.

Se inauguró en Salta el observatorio QUBIC, que buscará el origen del universo y las huellas del Big Bang. El desafío es enorme y de comprobarse, reescribirá los libros de historia y cosmología: comprobar científicamente la teoría del Big Bang y la expansión del Universo.

Alberto Etchegoyen

Alberto Etchegoyen, representante argentino del proyecto QUBIC y director del Instituto de Tecnologías en Detección y Astropartículas (ITeDA), explicó: "La comunidad científica tiene un modelo estándar de la creación del universo que se lama Big Bang, que sucedió hace 14 mil millones de años, pero la ciencia necesita hacer una corroboración y nosotros queremos medir instantes de fracciones de segundos después de la creación del universo".

Para comprobar tremendo hito, un equipo internacional de científicos, incluidos argentinos, eligió al paraje salteño de Alto Chorrillos, a 4.980 metros sobre el nivel del mar, para emplazar el avanzado y único observatorio en todo el mundo, llamado QUBIC, capaz de dar una respuesta científica a las preguntas sobre el origen de todo lo que hoy conocemos. Ese observatorio es el punto de partida de una investigación inédita y que podría revelar uno de los misterio más importante de la humanidad. ¿Cómo comenzó todo lo que conocemos?

Trabajo de investigación

Etchegoyen contó que "en 2018 nos vinieron a ver para hacer este observatorio en Salta y se firmó un acuerdo con el gobierno de esa provincia, el Conicet y la Comisión Nacional de Energía Atómica".

El representante argentino destacó que este proyecto sea internacional: "Es una alegría".

image.png

Esto especifica que la instalación de los módulos debe realizarse en un sitio con una altitud donde la atmósfera sea extremadamente seca y limpia, para optimizar la detección de la débil señal producida por esta polarización por sobre el ruido natural. Es por eso que se eligió la localidad argentina de Alto Chorrillos, cerca de San Antonio de los Cobres, a 4.980 metros de altitud. “Se trata de la última tecnología y más avanzada que existe en el mundo. Son sensores criogénicos que reciben la señal cósmica, la cual produce un cambio en la temperatura del mismo. Al no existir ruido electrónico ni ninguna otra interferencia, es posible medir con mayor precisión la onda recibida”, cerró el experto.

Dejá tu comentario