ARTE Y CULTURA | Fito Páez | amor | disco

Fito Páez y "El amor después del amor": 30 años del disco que rompió récords

Un repaso por las canciones de Fito Páez que formaron parte de este importante álbum que marcó la carrera del artista rosarino.

“Nadie puede y nadie debe vivir sin amor”, pide Fito Páez en “El amor después del amor”. Una estrofa que marcó el momento personal que estaba viviendo el artista rosarino. Un disco emblemático para el rock nacional que puso al músico en lo más alto de los solistas argentinos de la época como Luis Alberto Spinetta y Charly García (ambos sus referentes con quienes llegó a trabajar).

El amor después del amor marcó a la industria musical hace 30 años, que gracias a temas como “A rodar mi vida”, “Tumbas de la gloria”, “Brillante sobre el mic”, “La rueda mágica” y el himno que le da nombre a la placa, rompió el récord del disco más vendido con más de un millón de copias.

La carrera de Fito Páez estaba en ascenso desde principio de los ‘80. Primero como parte de la banda de Juan Carlos Baglietto, después como tecladista de Charly, su trabajo con Spinetta en La, la, la y una carrera solista con discos como Del ' 63, Giros, Ciudad de pobres corazones y Ey.

En junio de 1990 apareció Tercer Mundo -sexto álbum del músico- con temas como “El chico de la tapa”, “B. Ode y Evelyn”, “Fue amor” y un cierre fantástico con “Y dale alegría a mi corazón”. El fin de su relación con Fabiana Cantilo y un viaje a Europa que marcaría la llegada de una nueva década importante para su costado musical.

Cómo nació el disco “El amor después del amor”

A su regreso, en 1991, Fito Páez conoció a la actriz argentina Cecilia Roth y revivió el amor. Ese momento inspiró la canción “Un vestido y un amor”: “Te vi / Juntabas margaritas del mantel / Ya sé que te traté bastante mal / No sé si eras un ángel o un rubí / O simplemente te vi”. Este tiempo luminoso para el compositor fue el puntapié inicial para la llegada de El amor después del amor. Una obra dedicada a ella.

image.png
Foto de prensa de

Foto de prensa de "El amor después del amor", 1992 (Foto: Eduardo Martí).

Fito se juntó con su amigo Tweety González –que participó en su primera banda y que por aquellos días era el tecladista de Soda Stereo- para grabar los primeros demos. Viajaron a Uruguay con algunos bocetos e ideas que el rosarino tenía en mente. Para este trabajo, Páez compuso de una forma distinta, con un teclado y una máquina de ritmo. La tecnología puesta al servicio de la creación.

Tumbas de la Gloria (11-18) (River 1995) - Fito Paez

“Un disco muy querido para mi porque nunca imaginamos que llegaría tan lejos. Terminamos de hacer los demos en Uruguay, después de 11 días intensos, y estábamos contentos con lo que teníamos. Confiábamos mucho en el material y caminando por la playa con Fito una mañana nos preguntamos cuánto podía vender este disco. Pensamos 80 mil y vendió más de un millón. Multiplicó como 15 veces lo que uno esperaba”, describió Tweety González a La Viola.

Y agregó sobre dicha experiencia: “Nos dio muchas satisfacciones. Un momento muy inspirado de Fito Páez con un reencuentro de amigos y hacer una especia de concentración solos para encerrarnos a hacer demos y jugar con la tecnología. Buscar cosas que lo pudieran inspirar para hacer las canciones”.

La grabación de El amor después del amor siguió en los estudios ION. Tweety, Ulises Butrón, Guillermo Vadalá y Daniel Colombres lo acompañaron en la grabación. Tuvo importantes invitados como Mercedes Sosa, Luis Alberto Spinetta, Charly García, Andrés Calamaro, Fabiana Cantilo, Gustavo Cerati, Lucho González, Antonio Carmona, Claudia Puyó y Ariel Rot, entre otros.

“El amor después del amor”, “Dos días en la vida”, “La Verónica”, “Tráfico por Katmandú”, “Pétalo de sal”, “Sasha, Sissí y el círculo de baba”, “Un vestido y un amor”, “Tumbas de la gloria”, “La rueda mágica”, “Creo”, “Detrás del muro de los lamentos”, “La balada de Donna Helena”, “Brillante sobre el mic” y “A rodar mi vida” fueron las canciones que quedaron en este importante material.

Un récord de venta

Un dato importante: en solo dos días vendió 30 mil copias y con los años superó el millón. De los 14 tracks, 10 fueron cortes de difusión. Páez hizo más de 120 conciertos entre 1992 y 1993, como presentación de estas canciones y hasta llenó un estadio de Vélez.

Para los 20 años de su salida, Fito Páez lo versionó en vivo. En esta ocasión, por las tres décadas, el artista regrabará todas las canciones con importantes invitados. La relación entre Fito y Cecilia duró 11 años. En ese tiempo lanzó trabajos importantes como El amor después del amor, Circo Beat y Abre, entre otros. Este final con Roth también inspiró a su disco de 2003, Naturaleza Sangre.

FUENTE: TN

Dejá tu comentario