ECONOMIA | gasoducto Néstor Kirchner | Licitación |

Licitarán el segundo tramo del gasoducto Néstor Kirchner

La segunda parte del gasoducto Néstor Kirchner se haría con capitales privados y demandará una inversión de US$2554 millones, según las proyecciones iniciales.

El secretario de Energía, Eduardo Rodríguez Chirillo, llegó pasadas las 13 al hotel Libertador de microcentro, donde más de 100 líderes de empresas energéticas lo esperaban en el primer piso, para participar del tradicional almuerzo del Club del Petróleo. “Dijo que estemos preparados, porque viene con una presentación de 120 filminas”, advirtió uno de los ejecutivos petroleros.

Durante casi una hora y cuarenta minutos, el secretario hizo un balance de su gestión y anunció la licitación del segundo tramo del gasoducto Néstor Kirchner (GNK II), que permitirá duplicar la capacidad de transporte de gas a 40 millones de metros cúbicos diarios (m3/d) desde Vaca Muerta al Litoral.

El objetivo del equipo económico es tener la obra adjudicada en diciembre para que entre en operación en marzo de 2026. A diferencia de la construcción anterior, que se hizo con financiamiento público, esta vez se haría con capitales privados y demandará una inversión de US$2554 millones, según las proyecciones iniciales.

En principio, se hará una licitación internacional en la que podrán participar empresas del exterior, como Pumpco, la subsidiaria de MasTec, cuyo fundador es Jorge Mas, dueño también del Inter de Miami, que participó en licitaciones anteriores de manera directa en el país sin éxito.

A su vez, la adjudicación se haría a un solo constructor, que podrá subcontratar las obras y deberá conseguir el financiamiento a través de un pool de bancos. La empresa podrá usar como garantía de pago los contratos firmados con los productores de gas por la capacidad de transporte.

image.png
El secretario de Energía, Eduardo Rodríguez Chirillo, en el Club del Petróleo, junto a los líderes de empresas de energía. (Foto: La Nación)

El secretario de Energía, Eduardo Rodríguez Chirillo, en el Club del Petróleo, junto a los líderes de empresas de energía. (Foto: La Nación)

La mayor novedad es la confirmación de que Energía Argentina (Enarsa), la petrolera fundada por Néstor Kirchner en 2004, pasará a llamarse más adelante Transportadora del Gas del Centro (TGC) y se hará cargo de la operación los dos gasoductos Néstor Kirchner: el ya construido y el que se licitará próximamente.

“Hay una traza original para el segundo tramo, pero en la licitación vamos a permitir que el contratista proponga otra traza, si lo cree más conveniente. Esta licitación se divide en varias etapas. Está la etapa de la construcción, la de la contratación de la capacidad de transporte y de la firma de los contratos, y la etapa en la que se va a conformar una transportista independiente, que se va a hacer cargo del GNK I y el GNK II”, explicó Rodríguez Chirillo.

A su vez, la empresa contratista recibirá un canon anual, cuyo pago estará garantizado por la constitución de un fondo que se creará -Fondo de Repago para Construcción (FRC)-, que se nutrirá de los ingresos por la ampliación de la capacidad de transporte del TGC y por las ventas de los productores de gas. El canon estimado es de US$480 millones por año durante 15 años, con una tasa del 10% después de impuestos, aunque el valor final se definirá en la licitación (quien presente´un menor valor del canon anual obtendrá la adjudicación).

image.png
El Gobierno convoca al sector privado para construir la segunda parte del gasoducto Néstor Kirchner. (Foto: La Nación)

El Gobierno convoca al sector privado para construir la segunda parte del gasoducto Néstor Kirchner. (Foto: La Nación)

“Hay una primera etapa donde se hace la licitación de la construcción del primer tramo y se determina el canon que se debe pagar. Paralelamente, aunque se llama etapa dos, pero va en paralelo, es la licitación de la capacidad de transporte en firme, más la celebración de contratos de abastecimiento de gas, por parte de quienes estén interesados. Con ello vamos a estructurar un fondo de repago del canon por la construcción de la licitación”, dijo el secretario de Energía, mientras los ejecutivos presentes sacaban fotos al detalle de la filmina que se proyectaba.

“Posteriormente, y mientras se desarrolla, se va a ir creando la transportista independiente, que en definitiva supone hacer un spin-off de activos que son de Enarsa y que después se podrán privatizar en un porcentaje al sector privado”, agregó Rodríguez Chirillo.

El secretario de Energía también contó detalles sobre las múltiples opciones que se analizan para exportar gas a los países limítrofes. De hecho, confirmó que está próximo a firmarse un memorándum de entendimiento Argentina - Brasil, con el objetivo de crear un grupo de trabajo bilateral sobre el “Desarrollo de la Infraestructura y las Exportaciones de Gas Natural” entre ambos países. Las alternativas que están sobre la mesa son exportar gas a través de Bolivia, Paraguay o Uruguay.

FUENTE: La Noción

Dejá tu comentario