DEPORTES | Martín Demichelis | River |

Martín Demichelis: "River mereció un poco más"

"La sensación es de amargura no haberle podido regalar un triunfo a la gente que nuevamente llenó la cancha", dijo el DT de River, Martín Demichelis.

La sensación de Martín Demichelis es la de todo River. "Amargura", dijo el DT, molesto por cómo se le escapó el triunfo superclásico a su equipo. Uno que, según marcó, siempre buscó ser protagonista, algo que no vio en Boca. "Si terminara el partido con siete defensores, no estaría respetando la historia de River", fue el palito de Micho.

Todas las frases de Demichelis tras el superclásico

Su análisis del empate: "La sensación es de amargura no haberle podido regalar un triunfo a la gente que nuevamente llenó la cancha, con un recibimiento increíble. No pudimos cerrar lo que habíamos salido a buscar. No salimos a empatar, queremos ganar siempre, especialmente en los clásicos. Nos pusimos en ventaja y no aprovechamos las que tuvimos. Cuando nos empatan, tuvimos algunas más, sin haber sido extremadamente superiores. El fútbol no se mide con la vara de merecimientos, pero creo que River mereció un poco más. Hay que estar tranquilos por el esfuerzo del plantel. No nos vamos contentos, pero sí tranquilos por el esfuerzo y el sacrificio".

"Está claro que no haber ganado de local con nuestra gente, no haber ganado cuando estábamos en ventaja sabe a poco, y entraremos en análisis finos de si los que entraron lo hicieron bien, pero si la de Mastantuono iba adentro estaba todo bien... Entonces el análisis fino lo haré puertas adentro, no es fácil entrar desde el banco con el ritmo que tiene un superclásico".

Sobre la formación: "El esquema no lo cambié: van siete fechas y jugamos muchas veces 4-1-3-2. Solari había entrado muy bien el otro día, no teníamos a Borja, Echeverri había entrado muy bien tras volver... Cuando jugamos con un equipo tan ofensivo como el que pusimos, porque creo que fue de los más ofensivos que pusimos desde siempre... Villagra se va poniendo mejor físicamente, es el que más oficio tiene en esa posición de dar equilibrio, después se cansó, algo que es normal porque venía más atrás en lo físico".

Sobre Boca: "No creo que Boca haya venido a empatar, no me voy a meter en el análisis del rival. Martínez es un entrenador al cual respeto y aprecio, seguramente le va a dar una identidad a su equipo como hizo en Tigre y Huracán. Está en esa búsqueda, no me metería en su planteo y análisis. Pero si yo como entrenador de River termino el partido con siete defensores, no estaría respetando la historia de River. Puedo poner un equipo ofensivo y perder, pero siempre intentamos ser protagonistas. Como hoy, con Nacho Fernández, Echeverri, Barco y dos delanteros rápidos. La idea estuvo, pero el rival nos cerró caminos. No sé el objetivo de ellos o si estarán contentos. Nosotros, no".

La salida del Diablito: "Echeverri tuvo dos infracciones muy seguidas y estaba mareado, más el cansancio porque había hecho un gran desgaste, por eso opté por cambiarlo. Hizo un gran partido".

Su decisión de dejar a Borja en el banco: "Borja estaba al 100%, por eso fue parte del grupo. Estuvo al límite de poder empezar, hablé con él a la mañana y era arriesgado que hiciera 60 ó 70 minutos por lo que había atravesado. Estoy feliz de que haya llegado porque hizo un gran esfuerzo, tuvo la chance que siempre tiene, lamentablemente su cabezazo salió a las manos de Romero. Pero su presencia y temple nos da mucho. Gracias a Dios terminó sano y se va a meter en la pelea en la previa a Talleres".

image.png
El saludo de Demichelis y Martínez tras el superclásico. Foto Marcelo Carroll

El saludo de Demichelis y Martínez tras el superclásico. Foto Marcelo Carroll

El gol de Boca: "Lamentablemente el gol vino por el lado derecho. Cuando decidimos hacer las presiones y las basculaciones, basculamos para un lado. Y a veces cuando el rival sabe salir de esas presiones, nos encontraba del otro lado 1 vs. 1 con los laterales, con la desventaja de correr para atrás. Herrera había hecho mucho sacrificio yendo para atrás y, sumado a su amarilla, decidimos sacarlo. Sant'Anna llegó para competir, lo conocen del fútbol argentino. Que el gol haya llegado por su lado quizás quedará para el análisis de si entró bien, pero el rival también juega, nos habían gravitado poco. Apareció esa jugada aislada que no pudimos defender. Después tuvimos un par más. Villagra me pidió el cambio porque estaba acalambrado, hizo un gran desgaste jugando solo de contención, la idea era presionar alto con los cinco ofensivos. Fue un desgaste enorme".

"El efecto anímico que tiene un gol del rival en nuestra cancha siempre tiene un período que intentamos acortar a lo mínimo posible, siempre hay una euforia rival y una dificultad. Pero después de eso tuvimos algunas más. Y ellos sintieron que íbamos, por eso el entrenador termina con esa línea de cinco más el doble lateral. Lo buscamos, pero no convertimos las que tuvimos".

"Voy a hacer una comparación: si en la cancha de Boca, que ganábamos 1-0, ponía a Funes Mori y nos empataban, hubieran dicho que era un error poner una línea de cinco ante cuatro delanteros de ellos. Hubo un lateral a los 41' y lo hicimos rápido en su cancha, nuestra idea no cambia. Podría haber puesto a Boselli como lateral derecho, ¿y si también nos hubieran hecho el gol así? Hubieran dicho que por qué no puse a Sant'Anna, que vino a ser protagonista. Nos empataron y eso nos duele, queríamos volver a ganarle al máximo rival, con buenos momentos de fútbol por partes, ellos tuvieron el gol y un centro cruzado en el segundo tiempo, ellos no gravitaron. En los últimos cinco minutos del primer tiempo hicimos malas presiones y fuimos anchos en vez de angostos".

Su mirada hacia adelante: "Si bien estamos en la mitad de los 14 partidos en búsqueda de meternos entre los cuatro para jugar los cuartos, queremos terminar primeros por el prestigio y porque la historia nos exige esto. Rosario Central no terminó primero y fue campeón: hay que clasificar porque después no hay ventaja. Estamos en construcción, hemos empatado los últimos tres partidos. Hay cosas buenas, como que no perdimos, somos de los que menos nos convirtieron, somos el que más generó, creo que el que más convirtió, vamos primeros... hay cosas para destacar, pero tras empatar el superclásico de local la sensación es de poco. Pero miremos el vaso medio lleno".

FUENTE: Olé

Dejá tu comentario