ECONOMIA | inflación | septiembre | Alimentos

Estiman que la inflación seguirá por arriba del 6% mensual

Siguen altas las subas en los precios de los alimentos a lo que se suma el arrastre del mes anterior y una mayor devaluación del tipo de cambio.

La inflación se mantendrá en septiembre en altos niveles, por encima del 6% mensual, de acuerdo a los relevamientos que realizan las principales consultoras económicas. Las subas en los precios de los alimentos y bebidas no dan respiro: en la segunda semana del mes, de acuerdo a las proyecciones de la consultora EcoGo, este rubro registró una variación de 1,5% en los precios con respecto a la semana previa.

Con este dato, y considerando una proyección de variación semanal del 1,4% para las próximas tres semanas del mes, la inflación de alimentos consumidos en el hogar en septiembre treparía a 6,6% mensual y el dato de inflación general de septiembre se ubicaría en 6,3%.

En este mes, se destacan aumentos en rubros como vivienda, esparcimiento y bienes y servicios. Los precios de los productos regulados impulsan el indicador general al alza con subas en tarifas de luz (10,4%), gas (14,9%), subte (40%), colegios privados en la provincia de Buenos Aires (9%), servicio doméstico (9%) y expensas (entre 6% y 10%), entre otras.

Desde la consultora Ecolatina estimaron que la inflación de septiembre se ubicaría en 6,3%, con lo que alcanzará un 82% interanual. Y además del aumento de los precios regulados, señalaron entre los motivos el elevado arrastre que dejó la segunda parte de agosto y un mayor deslizamiento cambiario por parte del Banco Central: el tipo de cambio oficial se devaluó 5% promedio en julio y agosto, casi un punto porcentual más que el promedio de los dos meses anteriores.

“Para el resto del año, el adelantamiento de los aumentos pautados en las paritarias, un deslizamiento cambiario consolidado en niveles superiores a los meses pasados y los efectos de primera y segunda ronda que tendrán los ajustes en tarifas, que estimamos que en total incidirían en 2,8 puntos porcentuales de septiembre a marzo, y combustibles se combinarán para mantener a la inflación por encima del 5% mensual. En principio, estimamos una lenta moderación, dejando como resultado una inflación que se acercaría al 95% en 2022, sin indicios de una desaceleración sustancial en 2023″, explicó Santiago Manoukian, analista de Ecolatina.

Para el economista Martín Vauthier, de la consultora Anker, la inflación se va mantener elevada por varios motivos: las restricciones a las importaciones, que se terminan “filtrando” a la inflación por la incertidumbre sobre los costos de reposición de las empresas; la aceleración del crawling peg del tipo de cambio oficial a la zona de 6,5% mensual; y la mayor emisión emisión monetaria que viene realizando el Banco Central por suba de interés de pasivos remunerados y el “dólar soja”.

“En un escenario donde se mantengan las restricciones a las importaciones y donde se siga acelerando esta carrera nominal de tasa de interés y el tipo de cambio se va generando un piso de inflación elevada, que en estos meses vemos en la zona de 5,5% y 6%. Es difícil pensar que la inflación baje de estos niveles sin un programa de estabilización que permita anclar expectativas, sin un menor deslizamiento del tipo de cambio oficial de mes a mes y sin menores restricciones a las importaciones”, dijo Vauthier.

Esta semana, a través de una presentación virtual, el ex viceministro de Economía Emmanuel Álvarez Agis explicó que la economía argentina entró en un nuevo régimen de inflación con un piso de 6,5% mensual. “El dólar oficial se devalúa a 6% o 6,5% mensual, hay 3 o 4 aumentos salariales por año, los precios regulados, como la nafta se mueven 15% cada dos meses. Todo va al 6,5% y no hay manera que la inflación salga de ese piso de 6,5% para los próximos seis meses”, advirtió.

Los economistas del Centro de Estudios Económicos Argentina XXI (CEEAXXI) estiman una inflación para el mes en curso en torno al 6,6% mensual. Con ese porcentaje, la inflación superaría el 83% anual en la comparación con septiembre de 2021 y, de mantenerse la tendencia actual, el año 2022 cerraría con un aumento del nivel de precios en torno al 100%.

“La actualización de las tarifas, la dinámica de la expansión monetaria y de los pasivos remunerados por parte del BCRA y la aceleración del ritmo de depreciación de las últimas semanas, presionarán sobre el nivel de precios, el contrapeso, en tanto, vendrá dado por la suba de la tasa de interés, que de alguna manera busca quitar presión sobre la demanda de dinero y estimular el ahorro. Si bien las condiciones macroeconómicas e institucionales no están dadas para que esto ocurra, al menos en el corto plazo podría mostrar un poco de calma”, señaló Eliana Scialabba, directora Ejecutiva del CEEAXXI.

“No obstante, no existe un plan consistente por parte del Gobierno para bajar la inflación, sino que esperamos que traten de llegar a las elecciones con el menor costo político posible. Será el desafío del próximo Gobierno presentar un plan integral, aun pagando los costos iniciales de estas medidas”, opinó la directora.

Dejá tu comentario