INTERNACIONALES | Ecuador | Corte | México

Ecuador: declararon ilegal la detención de Glas, pero seguirá preso

El exvicepresidente fue arrestado a la fuerza el viernes pasado de la embajada de México, en Quito, cuando estaba como asilado político.

El Tribunal de la Corte Nacional de Justicia de Ecuador concedió el habeas corpus en favor del exvicepresidente Jorge Glas y determinó que su detención fue “ilegal y arbitraria” en medio del allanamiento a la embajada de México, que implicó el rompimiento de las relaciones bilaterales con ese país. Sin embargo, la Justicia decidió que seguirá preso por las condenas anteriores que tiene. El tribunal también apuntó a la responsabilidad del presidente, Daniel Noboa.

La decisión fue dada a conocer en el marco de la presentación de un recurso de habeas corpus presentado el pasado lunes pasado por Francisco Hidalgo, en calidad de ciudadano y representante legal del movimiento de la Revolución Ciudadana (RC); en contra de Noboa, así como de la jueza de la Corte Nacional de Justicia, Rita Annabel Bravo Quijano; de la jueza de la Unidad Especializada en Garantías Penitenciarias de Quito, Melissa Muñoz Sánchez; de la ministra de Gobierno, Mónica Palencia; del comandante general de la Policía Nacional, César Zapata; y del jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, Jaime Vela Erazo.

Tras la audiencia que se llevó a cabo entre el jueves y el viernes, la parte de la defensa de Glas presentó las pruebas y su testimonio, así como también se escuchó la intervención de Palencia. En su declaración, el ex vicemandatario repitió algunas de las denuncias que ya había hecho ante su defensa: que fue golpeado y torturado por agentes armados y encapuchados que entraron a la sede diplomática mexicana. Y que, también, fue golpeado el responsable de la embajada, Roberto Canseco, cuyas imágenes fueron ampliamente difundidas incluso por el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Según informó el diario El Universo, por eso, Glas solicitó que se lo devolviera a la embajada y que se le concediera el salvoconducto para salir del Ecuador. En base a ello, los jueces Mónica Heredia, Liz Barrera y Adrián Rojas, determinaron que la detención de Glas fue “ilegal, arbitraria e ilegítima” debido a que antes de su arresto ya había recibido asilo diplomático por parte del Gobierno mexicano.

También dispusieron que se vulneró el derecho a la libertad personal cuando policías y militares ejecutaron la orden de detención que estaba dispuesta desde enero, pero que “no se puede disponer la liberación del ex vicepresidente porque aún tiene sentencias condenatorias por cumplir y que no pueden ser modificadas por el Tribunal”, informó El Universo.

La jueza, Mónica Heredia, fue quien señaló que el allanamiento a la embajada de México “es evidente” que se llevó a cabo sin que la intervención haya cumplido el artículo 482.4 del Código Orgánico Integral Penal (COIP), “es decir, sin que exista autorización del jefe de Cancillería y Asunto Políticos de la Embajada de México en Ecuador, deviene la detención en ilegal en su dimensión formal”.

En esa línea, expuso los “problemas jurídicos” del caso que corresponden a la responsabilidad “pasiva” del presidente, Noboa; y a la ministra Mónica Palencia; también la arbitrariedad o no de la detención de Glas y, finalmente, si el tribunal tiene competencias en el caso, reportó el portal Ecuavisa.

Y, además, los magistrados explicaron que “carece de sustento jurídico” el argumento de los demandados, que justificaron la detención con base en los decretos ejecutivos suscritos por el presidente Daniel Noboa, correspondientes al estado de excepción y conflicto armado interno. “Los decretos no constituyen una excepción para la aplicación del principio de legalidad”, concluyeron los jueces.

Pese a la “ilegalidad y arbitrariedad” del hecho, Glas seguirá recluido en la cárcel de máxima seguridad La Roca, en Guayaquil, donde fue llevado la mañana del 6 de abril tras su detención. Allí, el ex vicemandatario lleva adelante una huelga de hambre.

FUENTE: El Destape

Dejá tu comentario